¡Siembre en tierra fertil!

Ayúdenos a ampliar el horizonte de niños y jóvenes que trabajan en la calle. Cuando dejamos de pensar en nosotros mismos y damos un lugar para pensar en los demás, es cuando realmente comenzamos a vivir.

Sea parte de nuestro equipo, conviértase en PATROCINAR AHORA!

 

Angelito

14 años, lustrador, cursa 6º. Primaria

Me recuerdo la primera vez que fuimos a Mcdonald´s era el convivio, comimos, nos regalaron zapatos, pelotas y unos juguetitos, me sentí feliz y me sigo sintiendo feliz porque estoy estudiando y porque me han dado una guitarra para alabar a Dios.

Alfredo y yo, siempre te apoyamos cuando lo necesitas allí estamos, porque queremos ayudarte y deseo que todos mis compañeros sean así.

"Quiero ser maestro de música, para enseñar a los otros compañeros y formar un grupo de música cristiana"



 

Alfredo

18 años, lustrador, cursa 3º. Básico

Hasta los 12 años viví con mi familia en el área rural, en un ambiente tranquilo, cómodo me sentía seguro allí pero había muchas necesidades económicas en mi casa y tuve que emigrar hacia la capital en busca de trabajo, no conocía a nadie, no sabía a donde ir, ni que hacer, me sentía solo comencé a trabajar como lustrador, era lo único que podía hacer. Dejé de estudiar varios años porque no tenía como hacerlo.

Ahora soy parte del grupo de la Asociación Un Hogar en el Camino, aquí me siento seguro me han ayudado para continuar mis estudios y me han enseñado en lo espiritual, lo más grande que ha pasado en mi vida es descubrir el amor de Dios hacia mí.

Quiero ser un ejemplo para mis compañeros, quiero ayudar, quiero apoyar. Ustedes han sido mis guías.

"Tengo un sueño grande en mi corazón, ser Doctor, lo anhelo, lo deseo".

 


Israel

17 años, lustrador, cursa 6º. Primaria

Había oído de que alguien daba la oportunidad de estudiar, la localicé en el parque, nunca había estudiado, no es por suerte que estoy aquí sino que Dios lo quiso y me ha dado la diligencia de seguir luchando y estudiando. Llegué el primer día con pena, temeroso, con miedo porque eran personas diferentes y sentía que me podían tratar mal y me iba a tener que retirar. Tarde o temprano me di cuenta que son personas que tienen sueños para otros.

Ahora me siento feliz, contento, realizado. Lo que era antes a lo que soy hoy hay una gran diferencia. Antes no sabía leer, no podía distinguir las letras y ya tenía trece años. Gracias a Dios por este lugar, ahora tengo metas que alcanzar.

"Quiero ser maestro, enseñar a otros como a mí me han enseñado. No es solo recibir sino que dar lo que uno sabe"

FORMACIÓN ACADÉMICA

UN HOGAR EN EL CAMINO

ACADEMIA DE MÚSICA

HAZ TU DONACIÓN AHORA

FORMACIÓN DE CARÁCTER

CONTÁCTENOS

Teléfono: (502) 5400-5042

Email: info@unhogarenelcamino.org.gt

Domicilio:

 

ACTIVIDADES RECREATIVAS

¡ESPERAMOS TU LLAMADA!